Gastos de envío gratis para pedidos superiores a 12€

El top 3 de la última semana

El top 3 de la última semana
19 febrero, 2017 oolongandgreen

Hace exactamente una semana que no venía por aquí a dejar constancia de que sigo viva, así que ahí tienen la lógica de este título tan original: 3 cosas dignas de recordar que han ocurrido en los últimos 7 días, sin ningún orden en especial.

#1: calcetines de lunares

No es que tenga un concepto de la moda sofisticado; a mí, unos vaqueros y un jersey me valen. El trabajo tampoco ayuda: cuando llegamos nos vestimos de verde o blanco, según el día. Así que no hay mucho sitio para jugar con la moda en este ámbito… salvo por los calcetines. Por eso, he adoptado la regla de llevar siempre calcetines alegres. Así, cuando estoy sentada y miro al suelo, me alegra el día ver gatitos, tomates o rallas de colores escondidas entre los zuecos super-verdes y los pantalones super-verdes que todos vestimos como si fuéramos minions de un supervillano.

El otro día me hice con unas medias grises de lunares que me mantienen los pies calientes todo el día y me pareció que no se merecían menos que entrar en el top 3 de cosas que me alegraron la semana.
Calcetines de lunares

#2 Pompas de jabón

Vivir en un “mierdapueblo” tiene muchas ventajas (en serio; cada día por la mañana bendigo el poco tráfico y las cortas distancias), pero a veces uno necesita “civilización”.

El pasado fin de semana se nos ocurrió, un poco por arte de magia, ir a darnos una vuelta por Düsseldorf. Ganz espontan, como dirían por aquí (o sea, muy espontáneo), como si esto fuera algo malo. Íbamos caminando tranquilamente cuando vimos como de una esquina surgía una cantidad impresionante de pompas de jabón que, por unos segundos, inundaron la calle.

Pompas de jabón

¡Minipunto para Düsseldorf!

#3 La nieve

Oh, sí, la nieve. Qué bonito es levantarse por la mañana y llevarse la sorpresa de que todo es blanco. La ciudad parece más silenciosa y es como si todo brillara un poco más. Es estupendo cuando se te congelan los dedos desenterrando el coche por las mañanas, o cuando los coches salpican nieve derretida sucia y marrón al pasar por tu lado.

Nieve

No se confundan; me encanta la nieve. Pero tengo que admitir que tiene sus pros y sus contras. De todas formas, solo tengo que ponerme mis super calcetines de lunares y estoy preparada para pisotearla como si fuera un niño pequeño.

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*